Godofredo de la Fontaines, Godfrey of Fontaines, Godefredus de Fontibus sive Doctor Venerandus

Godofredo es uno de los filósofos de fines del siglo XIII que más interes me ha generado entre los autores que se podrían denominar de segunda linea.  Es contemporáneo a H. de Gante y Gil de Roma, en algunas cosas es seguidor de las tesis de santo Tomás, pero

Fuente Medieval News

Mss de las Quodlibetales de Godofredo (Medieval News)

también utiliza elementos de Siger de Brabante. Por lo cual lo hace un autor interesante para comprender los debates de su época. Por otro lado, gran parte de su biblioteca personal se conserva con gran parte de sus glosas, esto está en la Biblioteca Nacional Francesa.

Sus Quodlibetales están editadas desde 1905 por el medievalista De Wulff, y accesibles online en Archive.org en el siguiente link.

De los estudios más contemporáneos debemos rescatar el estudio sobre su metafísica de Wippel, quien sigue escribiendo sobre este autor, y ha realizado la entrada de la voz Godfrey of Fontaines de la Standford Encyclopedia of Philosophy. Allí se encontrará gran parte de la bibliografía actualizada. Wippel siguió investigando sobre Godofredo, incluso estuvo a cargo de la compra de unos manuscritos de las Quodlibetales de Godofredo por parte de la Catholic University of America (ver Medieval News)

Finalmente en Alemán encontramos bibliografía reciente realizada por B. Goebel para el Kirchenlexikon. Aquí

Enrique de Gante, Henry of Ghent, Henricus de Gandavo sive Doctor Solemnis

Henry of  Ghent

Enrique de Gante, (1217?-1293), como dice P. Porro, es quizás una de las figuras más prominentes de la Facultad de Teología de Paris, luego de la muerte de Santo Tomás. Solía pensarse que Enrique era un autor conservador, agustinista, que defendía la doctrina tradicional frente a los sistemas nuevos aristotélicos que venian de la mano junto con las doctrinas árabes, esta tesis estaba apoyada sobre todo en el hecho de su participación en la comisión que realizó la condena de Marzo de 1277, encabezada por el Obispo Tempier. Por otro lado, también participó en la controversia entre el Clero regular y las ordenes mendicantes, teniendo una postura en favor del Clero contra los religioso (habría afirmado que todo feligres debía confesarse con su párroco una vez al año, confesando incluso los pecados que había ya confesado a un fraile).

Sin embargo, los estudios recientes, y la edición de la Opera Omnia, ha mostrado una nueva visión de Enrique, en la cual se presenta más bien como un autor que intenta realizar una síntesis de la ciencia nueva desde el agustinismo. Por otro lado, también participó en la controversia entre el Clero regular y las ordenes mendicantes, teniendo una postura en favor del Clero secular contra el Clero Regular (habría afirmado que todo fiel debía confesarse con su párroco una vez al año, confesandose  incluso de los pecados que había ya confesado a un fraile). Todo esto lo habría llevado a ser amonestado por no seguir las enseñanzas del Papa

Como advertimos, Enrique es considerado el último gran maestro secular de Paris de la segunda mitad del XIII. fue autor de una Summa, incompleta, de XV Quodlibetales, que habría completado durante la redacción de la Summa. Un comentario al Genesis (Lectura ordinaria super sacram Scripturam), y en extenso tratado sobre la cuestión de los privilegios de la confesión (Tractatus super factum praelatorum et fratrum). También en su Corpus encontramos algunos tratados -no teológicos- cuya atribución es dudosa. De autoría probable son los tratados sobre Syncategoremata  y Physics. De autoría más dudosa aún es un comentario incompleto a la  Metaphysics

Las obras fundamentales de Enrique, y sus ediciones son las siguientes:

Ediciones antiguas.

Quodlibeta (1518). Parisiis: Vaenundantur ab Iodoco Badio Ascensio; repr. (1961). Louvain: Bibliothèque S. J.

• Summae quaestionum ordinariarum (1520). Parisiis: Vaenundatur in aedibus Iodoci Badii Ascensii; repr. (1953). St. Bonaventure, N. Y.: The Franciscan Institute; Louvain: E. Nauwelaerts; Paderborn: F. Schöningh.

Ediciones críticas actuales

Henrici de Gandavo Opera Omnia (1979 sqq.). Leuven: Leuven University Press (initially also Leiden: E.J. Brill).

  • Macken, R. (1979). Bibliotheca manuscripta Henrici de Gandavo. I. Catalogue A-P; II. Catalogue Q-Z. Répertoire
  • Henry of Ghent:
    • Quodlibet I (1979). R. Macken, ed.
    • Quodlibet II (1983). R. Wielockx, ed.
    • Quodlibet VI (1987). G.A. Wilson, ed.
    • Quodlibet VII (1991). G.A. Wilson, ed.
    • Quodlibet IX (1983). R. Macken, ed.
    • Quodlibet X (1981). R. Macken, ed.
    • Quodlibet XII, q. 1-30 (1987). [PVS1] J. Decorte, ed.
    • Quodlibet XII, q. 31 (Tractatus super facto praelatorum et fratrum) (1989). L. Hödl, M. Haverals, eds. (with Introduction by L. Hödl)
    • Quodlibet XIII (1985). J. Decorte, ed.
    • Quodlibet XV (2007). G. Etzkorn, G.A. Wilson, eds.
    • Summa (Quaestiones Ordinariae), artt. I-V (2001). G.A. Wilson, ed.
    • Summa (Quaestiones Ordinariae), artt. XXXI-XXXIV (1991). R. Macken, ed. (with Introduction by L. Hödl)
    • Summa (Quaestiones Ordinariae), artt. XXXV-XL (1994). G.A. Wilson, ed.
    • Summa (Quaestiones Ordinariae), artt. XLI-XLVI (1998). L. Hödl, ed. [PVS2]
    • Lectura ordinaria super S. Scripturam (attr.) (1979). R. Macken, ed.

Fuente: Pascuale Porro, Henry of Ghent Standford Encyclopedia of Philosophy]

La Universidad de North Carolina AshVille tiene un Henry of Ghent online con varias partes de sus obras en edición digital (PDF, OCR), junto con algunos manuscritos. 

Para bibliografía en Aleman cfr. Aquí

En Google Books contamos con las ediciones de 1689 del primer libro del Comentario a las Sentencias, y la Aurea Quodlibeta de 1608, aunque las digitalizaciones no estén hechas a partir de originales 100% legible.

Habría que analizar un poco más de cerca algunos fondos digitales de universidades españolas que tienden a digitalizar y poner al alcance del público muchas obras cuya edición fluctúa entre el siglo XVI y el XVIII.  Como es el caso de la Complutense de Madrid, aunque en este caso no contemos con obras de este autor.

Gil de Roma, Giles of Rome, o Ægidius Romanus

Gil de Roma fue un pensador importante de fines del siglo XIII. De la Orden de Agustinos, fundada en ese mismo año. Fue el primero de ésta orden que enseñó en Paris. Discípulo de Tomás de Aquino.  Escribió una gran cantidad de tratados de filosofía y Teología. La condena de 1277 del obispo Tempier le afecta directamente por lo cual debe abandonar Paris. En 1285 sus doctrinas son revisadas nuevamente y puede volver a enseñar en Paris como Maestro de Teología; luego es nombrado General de su Orden. En 1295 el papa Bonifacio VIII, lo nombra Obispo de Bourges (Francia).

Francesco Del Punta está trabajando en la Scuola Normale Superiore Pisa en la edición de sus Obras Completas. Las obras fundamentales que tienen Edición reciente sonl as siguientes

  • De ecclesiastica potestate, R. Scholz (ed.), Weimar 1929 (English translation in R. W. Dyson, Giles of Rome on Ecclesiastical Power. The De ecclesiastica potestate of Aegidius Romanus, Woodbridge, 1986).
  • Theoremata de esse et essentia, H. Hocedez (ed.), Louvain 1930.
  • De differentia ethicae, politicae et rhetoricae, ed. G. Bruni, The New Scholasticism, 6 (1932): 5–12.
  • Errores philosophorum, J. Koch (ed.), Milwaukee, Wisconsin 1944.
  • Quaestio de medio demonstrationis, J. Pinborg (ed.), “Diskussionen um die Wissenschaftstheorie an der Artistenfakultät”, Die Auseinandersetzungen an der Pariser Universität im XIII. Jahrhundert. (Miscellanea medievalia, 10), ed. A. Zimmermann, Berlin-New York 1976, 240–268.
  • Quaestio de subiecto theologiae, C. Luna (ed.), “Una nuova questione di Egidio Romano ‘De subiecto theologiae’”, Freiburger Zeitschrift für Philosophie und Theologie 37 (1990), pp. 397–439.
  • Super librum I Sententiarum (reportatio), C. Luna (ed.), “Fragments d’une reportation du commentaire de Gilles de Rome sur le premier livre des Sentences. Les extraits des mss. Clm. 8005 et Paris, B. N. Lat. 15819”, Revue des sciences philosophiques et théologiques, 74 (1990), 205–254; 437–456.
  • Super librum III Sententiarum (reportatio), C. Luna (ed.), “La Reportatio della lettura di Egidio Romano sul libro III delle Sentenze e il problema dell’autenticità dell’Ordinatio”, Documenti e studi sulla tradizione filosofica medievale, I (1990), 113–225, II (1991) 75–146.
  • Super librum IV Sententiarum (reportatio), C. Luna (ed.), “La lecture de Gilles de Romes sur le quatriéme livre des Sentences. Les extraits du Clm. 8005”, Recherches de Théologie ancienne et médievale, LVII (1990), 183–255.
  • De renuntiatione papae, ed. J. R. Eastman, Lewinston-Queenston-Lampeter 1992.
  • Of the planned critical edition, Aegidii Romani Opera omnia, Firenze 1985– have already appeared:
    • III, 1, Apologia, ed. R. Wielockx, Firenze 1985
    • III, 2, Reportatio Lecturae super libros I-IV Sententiarum,Reportatio monacensis, C. Luna (ed.), Firenze 2003
    • II, 13, De formatione humani corporis in utero, R. Martorelli Vico (ed.), Firenze 2008
    • I.1/1, Catalogo dei manoscritti, Città del Vaticano, Biblioteca Apostolica Vaticana, B. Faes de Mottoni and C. Luna (eds.), Firenze 1987.
    • I.1/3*, Catalogo dei Manoscritti, Francia (Dipartimenti), F. Del Punta and C. Luna (eds.), Firenze 1987.
    • I.1/3**, Catalogo dei Manoscritti, Francia (Dipartimenti), C. Luna (ed.), Firenze 1988.
    • I.1/2*, Catalogo dei Manoscritti, Italia (Firenze, Padova, Venezia), F. Del Punta and C. Luna (eds.), Firenze 1988.
    • I.1/2** Catalogo dei manoscritti, Italia (Assisi-Venezia), F. Del Punta, B. Faes de Mottoni and C.Luna (eds.), Firenze 1998.
    • I.1/5*, Catalogo dei Manoscritti, Repubblica Federale di Germania (Monaco), B. Faes de Mottoni (ed.), Firenze 1990.
    • I.1/11, Catalogo dei manoscritti, De regimine principum (Città del Vaticano- Italia), F. del Punta and C. Luna (eds.), Firenze 1993
    • I.6 Repertorio dei sermoni, C. Luna (ed.), Firenze 1990.

    [Fuente; Roberto Lamberti, Giles of Rome, en Standford Encyclopedia of Philosophy. Allí se puede encontrar bibliografía secundaria actualizada]

Sin embargo, también contamos actualmetne en varios lugares la posibilidad de consultar ediciones facsimilares -en realidad digitales de las originales-

En el Centro de Digitalización de Munich, hay unos 15 tomos de sus obras digitalizados.

Egidii de Roma in corruptoriu[m] librorum sancti Thome de Aquino a quoda[m] emulo deprauatorum,”]Una traducción al ingles de Sobre los errores de los Filósofos

Así también contamos con algunos libros sobre el autor en Archive.org Podemos destacar la obra del Padre Mandonett sobre Siger de Brabante y el Averroismo en el siglo XIII

Bibliografía sobre Gil de Roma ver.

En aleman aquí o aquí

En Arlima* (Archives de littérature du Moyen Age, sitio sobre el que tendremos que detenernos en algún momento), hay una vasta bibliografía en francés.

Nomina in lingua Latina. Apodos y latinización de nombres de autores medievales

Avicenna (Ibn Sina), <i>Liber Canonis</i>, en littera textualis, s. XIII, D.XXV.5,c. 2r

Avicenna (Ibn Sina), Liber Canonis, en littera textualis, s. XIII, D.XXV.5,c. 2r

Desde que uno comienza a leer autores medievales se da cuenta que la referencia directa a los autores no tienen la misma frecuencia o el modo directo que el texto académico actual. Sin embargo, con alguna ayuda uno puede encontrar o darse cuenta de quién se trata. Lo primero que uno aprende es que “El Filosofo” es Aristóteles, y el “Comentador” es Averroes. Sin embargo, en algunas obras, Aristóteles recibe el nombre de “Maestro primero” (Avicenna Latinus), o por ejemplo Averroes se refiere a los “Loquentes” y Santo Tomás  lo repite, pero ¿quienes son los ”

loquentes”?

Por otro lado, otros autores, que ya de por sí necesitarían su introducción tienen también sus apodos con los que se hace referencia a ellos. De este modo Egidio Romano se lo denominaba Doctor Beatus et fundatissimus, asi como Santo Tomás se lo menciona como el Doctor Angélico. Hace unos años había encontrado un listado interesante y largo que incluía autores medievales y de la escolástica moderna, sin embargo aún no he vuelto a encontrarme con él.

Pero tratando de recordar donde estaba esta lista he dado con una pequeña herramienta gracias a las bondades de la querida Wikipedia. Encontré allí, no solo la lista de “Nicknames”, sino también una lista que también resulta muy útil que es la de Latinización de nombres, esto sirve para autores modernos como René Descartes que es Renatus Cartesius, sino también para los ya más complicados nombres árabes: si bien todos hoy sabemos que Ibn Sina es Avicena o que Ibn Rusd es Averroes… quien es Al-Hassan al-Wazzan al-Fasi, o quien es Ibn Bajjah.

Esperando que este pequeño índice sea de utilidad, copio a continuación la referencia de cada una de ellas.

Lista de nombres Latinizados.

Lista de sobrenombres latinos.

Omnes homines natura scire desiderant

El deseo de investigar nos puede llevar a los umbrales mismos de la investigación histórica.  No solo el poder acceder a los textos, sino en muchos casos el trabajo en manuscritos nos permiten encontrar el comienzo de la tradición, o quizas explicar algo que justamente no se mantuvo en la tradición de la historia. En este sentido como resaltó un medievalista reconocido:

El medievalista tiene que vérselas con manuscritos, y que él tiene ante todo que describir los corpus antes de interrogarlos. El trato asiduo con los manuscritos, con lo que ello supone de prácticas científicas precisas, de la codicología a la paleografía, es la gran regla del discurso del método histórico, es necesario devolver la palabra a los textos, lo que significa copiar. El primer trabajo del medievalista es el de copista; ahí es donde se reconcilia con el tiempo del pensamiento. En la Edad Media, un buen copista no sobrepasaba la media cotidiana de un folio relleno de 25×16 cms; un buen historiador de hoy difícilmente lo hace mejor.

El segundo trabajo es la edición crítica: el establecimiento de un texto, la identificación de sus fuentes, de sus préstamos tácitos y de sus orígenes latentes. Esta doble ascesis es la condición de la libertad. El trabajo de segunda mano, dicho de otra manera, la dependencia respecto de lo impreso, se condena a sí misma a la repetición de clichés y de modelos de historiografía; ésta es una estrategia de reproducción del saber, no un método de apropiación por lo desconocido. Es lo desconocido lo que debe apoderarse del investigador, no es éste quien debe reproducirse a sí mismo proponiendo una nueva interpretación de los hechos que no exiten sino porque su predecesores o sus semejantes lo han hecho. El mandato de la idea filosófica de la lectura no puede ser otra que deshacer los hechos. (A. De Libera. Pensar la Edad Media)

Si bien el poder revolver las bibliotecas y los códices sigue siendo un trabajo que demanda dedicación y capacitación que no muchas veces se alcanza, gracias a Dios y a internet, hoy ya no hace falta hacer una estancia larga en Abadías, Bibliotecas con fondos de codices, sino que en la red podemos encontrarnos con una infinidad de manuscritos con los cuales capacitarnos en muchos casos, antes de tener nuestra primera incursion y trato con los manuscritos de manera directa.

Una de las primeras en subir los manuscritos en la red fue una abadía Suiza con fondos de la Mellon Fundation. Hoy ya son varias las Universidades, Colleges, Bibliotecas o Abadías que brindan un servicio de Catálogo, o incluso el mismo manuscrito en alta calidad para poder consultar online.

Aquí va un primer índice de unos pocos lugares donde encontrar manuscritos.

Codices Electronici Sangallenses (CESG) – Project Description Esta biblioteca es una de las más antiguas de Europa, con más de 2100 manuscritos. El acceso es libre y allí se encuentra una gran cantidad de material.

Parker Library (Corpus Christi College and the Stanford University Libraries).

El Huygens Institute, brinda un Manuscrito Carolingio con unas herramientas muy buenas para aprender a identificar y a leer manuscritos.

Existen muchos más lugares donde se han subido manuscritos pero depende en gran parte de los intereses de cada uno. De todos modos creo que con estas breves referencias se muestra las distintas cosas que se están haciendo hoy en día con esto.

Published in: on diciembre 7, 2009 at 11:41 pm  Dejar un comentario  
Tags: ,

Una Enciclopedia Electróncia con Biblioteca Electrónica

Traducción de Miguel Escoto

La idea de generar proyectos online ha dado varios frutos significativos; hoy  traemos uno que creo tiene y tendrá gran trascendencia.

La Universidad de Standford comenzó a realizar una Enciclopedia de Filosofía. Para ello logró convocar a  las grandes autoridades en distintos ámbitos -por lo menos en los que a nosotros respecta- por ejemplo:  Sobre la Influencia del pensamiento griego en el mundo árabe escibre la conocida prof. C. D’ancona; sobre el mundo árabe en el mundo latino escribe N. Dag. Hasse (PhD-Warburg Institut, sobre el De anima de Avicena en el mundo latino); Peter Adamson escribe la entrada sobre la Teología de Aristóteles; También colabora P. Porro en el artículo sobre Enrique de Gante.También hay muchos otros profesores conocidos y reconocidos en sus áreas, que han colaborado.

Cómo todo lo bueno, no se hizo de la noche a la mañana, y hay muchas entradas que cualquier enciclopedia de este calibre tiene que tener que están aún en elaboración o sin asignar porque falta encontrar la persona capaz de realizarlas.

Ahora bien, junto con esta herramienta genial para trabajar distintas cosas de Filosofía, nos encontramos con una herramienta mejor aún para el investigador, y esto es el Medieval and Modern Thought Text Digitalization Project. En el se encuentran obras digitalizadas -y van aumentando. La colección de textos se divide en AREAS DE INTERES. Pero para que te hagas una idea de las cosas interesantes que encontrarás está toda la edición veneciana del Aristóteles Latino con los comentarios de Averroes, junto con obras de Averroes -la incoherencia de la incoherencia, el De substantia orbis y algunos otrs más.

Junto con esto encontrarás muchas otras cosas más de interes.